lunes, 17 de diciembre de 2007

Declaración de finales...

A pesar de la reflexibilidad (yo soy yo), debo confesar que ella me mueve desde abajo y desde muy dentro, y por ella, y después de pensarlo seriamente, he decidido hacer una declaración:
 
Declaración de Finales
 
En pleno uso de mis facultades, he decidido detener esta metamorfosis, darle la espalda a la depresión, definitiva y permanentemente, y tratar de volver en mí y a mí y de ser yo.  Lo curioso, aquí, es que es por ella.
 
Confieso abiertamente que me gusta ser como soy, así las coincidencias sean pocas, así no sea ninguna.  Tal vez no nací para adaptarme y en honor a la sinceridad, hoy no me importa.
 
Me gusta sentarme a escribir, y voy a recuperarlo.  Una hoja en blanco siempre fue una ruta de escape y hoy es una puerta de entrada,  Así que voy a seguir al instinto y voy a entrar, así la entrada sea un poco estrecha para mi y mis ajetreados días.
 
Me gusta mi música, me gusta Silvio así últimamente le huya.  Me gusta Sabina, me gusta Aute y me gustan muchos más. 
 
Me gusta la poesía, así me tilden de cursi.  Qué carajos me importa!  Volveré a mis versos y prosas, así no sea capaz de construir algo que valga la pena. 
 
Me gusta inmiscuirme en mi propia vida, así útlimamente haya estado al margen.  Así que dejaré de andarme por los bordes, y me meteré de lleno en ella.  Eso es un proyecto gigante y cuesta muchas cosas, pero estoy dispuesta a asumir el reto.
 
Me gusta Diciembre, me gusta ser niña, me gusta mirarme en los ojos de mi hija y sentir que tengo tanto que enseñar!
 
Me gusta María Paz.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario